sábado, 27 de octubre de 2012

Presidente de escalera (en un país imaginario)

El personal aun no se ha dado cuenta del chollo que es ser presidente de escalera.Yo  acabo de darme cuenta en este mismo momento. Tenemos un buen maestro Rajoi,
Prometeré a la comunidad de escalera:
Que no voy a subir las cuotas.
Que despediremos al administrador, porque yo llevaré las cuentas y así nos ahorraremos un buen dinero.
Que me informaré de todas las subvenciones que hallan para mejorar el edificio.
Que con todo lo que nos ahorremos podremos tener:
Seguridad en la escalera.
Arreglaremos la fachada.
Pondremos una rampita para el carro de la compra.
Arreglaremos la azotea y pondremos mesa y tumbonas.
Cuando yo sea presidente. No cumpliré nada de lo dicho.
Subiré las cuotas.
Pediré un gran préstamo a varios Bancos, y haré que MI DEUDA la paguen los vecinos que no tienen nada que ver con ella,
Día si y día no les cortaré el agua, la luz, el gas y el teléfono. Así no gastarán tanto y tendrán para pagar mis deudas.
Esta idea que acabo de plasmar es a muy pequeña escala lo que está haciendo Rajoi, con nuestro país ( bueno nuestro ya no hay nada, que todo lo tenemos hipotecado, el país es de ellos, altos cargos y altos mandatarios) añado a este señor a su camarilla, también a Presidentes de Autonomías.
Desde que está Artur Más en el poder, en Catalunya han desparecido 16.000 pequeñas, y medianas empresas. Y para que estemos más contentos tenemos el copago en los medicamentos, mas el tanto por ciento. ( por cierto que a la hora de pagar la Generalitat a las farmacias son bastante morosos)
Ser pensionista acelera el camino a la caja de pino( bueno de pino, no de cartón que las de pino son muy caras) y no por la edad que tenga el pensionista en cuestión, sino que con tanto recorte no hay quien viva, en este mundo traidor.
María Ibáñez